La Diócesis de Cúcuta junto a Monseñor Víctor Manuel Ochoa Cadavid inauguró, el pasado 5 de septiembre, la casa de paso “Divina Providencia” en el municipio de Los Patios. Esto con el fin de ayudar a los miles de migrantes venezolanos que entran a Colombia escapando de la crisis de su país. 

Monseñor Víctor Ochoa explico que en esta casa de paso se le brindará a los migrantes un kit de alimentación básico para el viaje el cual contiene agua, pan y bocadillo, además de ayudas materiales y espirituales. 

Para atender la casa de paso se organizarán las diferentes parroquias todos los días de 4:00 p.m. a 7:00 p.m. que es cuando más flujo de migrantes presenta la ciudad. A Colombia entran cerca de 800 000 venezolanos, la casa “Divina Providencia” brinda una gran ayuda a todos los venezolanos que buscan un mejor futuro para sus familias. 

Con información de la Conferencia Episcopal de Colombia.